Seguro de perros peligroso: ¿cuál elegir?

Cualquier propietario de un perro de categoría 1 o 2 debe cumplir con regulaciones estrictas. El seguro de responsabilidad civil para perros peligrosos es obligatorio. Este no es el caso del seguro de salud, que es opcional. Sin embargo, para asegurar su perro peligroso con un animal común es muy importante. Esto permite ofrecer a su fiel acompañante un seguimiento de la salud a lo largo de su vida a un menor costo.

Seguro RC: obligatorio para perros peligrosos

Se clasifican en dos categorías distintas. Perros de ataque (categoría 1) y perros de guardia y defensa (categoría 2). Los dueños de estas mascotas deben obligatoriamente contraer una póliza de seguro de responsabilidad que cubra el daño causado a un tercero por el perro peligroso, como lesiones corporales, daños materiales y daños inmateriales. Este daño puede referirse a un bien, una persona, un animal. La falta de un seguro de perros peligroso RC expone al dueño del animal a fuertes consecuencias financieras en caso de problemas.

Seguro de salud peligroso para perros: opcional pero recomendado

Es importante garantizar la salud de su perro lo antes posible, independientemente de la categoría a la que pertenece. Como hemos dicho, no hay obligación legal de asegurar a su perro peligroso con una salud animal común. Sin embargo, es muy recomendable. Algunas enfermedades afectan particularmente a los perros de las categorías 1 y 2. Entre estas patologías que requieren seguimiento veterinario, así como atención regular o incluso cirugía, hay insuficiencia renal e insuficiencia cardíaca.

Sacar un seguro de salud para su perro de ataque, guardia o defensa ayuda a mantener a su mascota saludable el mayor tiempo posible, sin gastar cantidades astronómicas. De hecho, los gastos incurridos por el maestro de un perro pueden alcanzar alturas en caso de enfermedad grave, las tarifas veterinarias se fijan libremente. Al elegir una fórmula completa, el seguro reembolsa hasta el 100% de los gastos incurridos por el propietario del perro peligroso, dentro del límite de un límite anual relativamente largo.

En salud, es mejor prevenir que curar, porque el problema más pequeño puede ser muy costoso. Asegurar a su perro peligroso con un animal de salud mutuo es importante, como es el caso de todos los perros y otras mascotas. Pero también es fundamental en el caso de un perro peligroso, especialmente porque la ley obliga a esterilizar a estos perros. Más específicamente, hablamos de la castración de los machos peligrosos y la esterilización de las hembras. Esta ley está especificada en el Código Rural (Artículo L211-15). El costo promedio de este tipo de intervención es de 150 € para la castración, 220 € para la ovariectomía, 350 € para una ovario-histerectomía. Una suma que todos los dueños de perros peligrosos no pueden pagar.

Las diversas formas de seguro de salud para caninos

Animal Health Mutuals ofrece en la gran mayoría de los casos tres fórmulas muy distintas, a saber:

  • Una fórmula básica: para una contribución económica, el perro se beneficia de un cuidado mínimo. La tasa de amortización suele ser del 50% y el límite anual de reembolso rara vez supera los 1.000 €.
  • Una fórmula de confort: la contribución es razonable y el soporte es más alto que el propuesto por la fórmula básica. La tasa de reembolso puede alcanzar el 65% y el límite anual de reembolso de 1500 a 1800 €.
  • Una fórmula completa: ofrece una amplia cobertura. Es cierto que la prima es más alta, pero este seguro de salud de alta gama garantiza una tasa de reembolso del 90 al 100%, un límite anual de reembolso de al menos € 2.500 y apoyo para medidas preventivas. Con tal fórmula, el perro peligroso está perfectamente cubierto y se le reembolsará mejor a su amo por los gastos incurridos.

Si se pregunta qué tan peligroso es el seguro para perros, sepa que el precio del seguro puede variar de una raza a otra, dependiendo de si es más o menos sensible a ciertas enfermedades. Algunas compañías de seguros mutuos también ofrecen una solución integral que incluye seguro obligatorio para perros y seguro de salud para perros. También es muy útil optar por un seguro integral que respalde medicinas alternativas.

La importancia de la atención preventiva

Optar por una fórmula que integra el cuidado preventivo es una ventaja. Esta opción permite que el dueño del perro sea reembolsado para autorizar un límite anual para muchos actos y productos tales como:

  • El chequeo anual de salud
  • Esterilización, obligatoria para perros peligrosos,
  • Vacunación,
  • La identificación,
  • Productos de desparasitación,
  • Productos para el control de plagas
  • Algunos productos alimenticios.

Nuevamente, se determina un tope anual. De acuerdo con las compañías de seguros para mascotas, puede ser de € 80 o, en el mejor de los casos, € 150. Se renueva cada año.

Elegir la salud mutua adecuada para su perro peligroso

Todas las compañías de seguros no aceptan perros peligrosos debido a su carácter especial. Puede ser útil buscar asesoramiento veterinario o utilizar un comparador en línea. La herramienta de comparación de seguros de perros peligrosos es esencial para obtener una respuesta confiable en pocos minutos. Después de proporcionar cierta información sobre el animal que se asegurará, el dueño del perro puede obtener varias cotizaciones, gratis y sin ningún compromiso.

Puede elegir el seguro de salud que mejor se adapte a las necesidades de su mascota, pero también sus posibilidades financieras. Por supuesto, lo ideal es contratar un seguro de perro peligroso cuando aún es joven. No olvidemos que las aseguradoras se niegan a asegurar perros de cierta edad, según la raza a la que pertenecen, es decir, entre 5 y 8 años según el caso. Más allá de este límite, es mucho más difícil encontrar un seguro aún más cuando el animal a cubrir es un perro peligroso.

Por supuesto, es esencial tomarse el tiempo para leer las condiciones generales antes de contratar un seguro de salud para su peligroso perro. Especifican, entre otras cosas, la duración del período de espera, el monto del deducible cuando se aplica, las exclusiones, el límite de edad más allá del cual el animal no es aceptado.